¿Que es servir?


Servir es sembrar semillas buenas.

Servir es atender a cualquiera que nos llame, no a quienes a su vez, puedan
alguna vez servirnos a nosotros.

Servir es sembrar siempre sin descanso, aunque sólo sean otros los que recojan y
saboreen las cosechas.

Servir es mucho más que dar con las manos algo que tienes, es dar con el alma lo
que tal vez nunca nos fue concedido.

Servir es distribuir afecto, bondad, cordialidad, apoyo moral, amor por sí mismo
y a veces, ayuda material.

Servir es repartir alegría, es infundir fe, estima, admiración, respeto,
gratitud, sinceridad, honestidad, libertad, optimismo,
confianza y esperanza.

Servir es en verdad, dar más de lo que recibimos en la vida, y de la vida.

"Servir es ser como el árbol del sándalo, que perfuma el hacha que en ocasiones le hiere".


17 comentarios:

Sentimientos! dijo...

Querida amiga
me encanta leerte siempre porque eres especial ,transmites paz ami alma,y se que la estoy necesitando en estos días mas que nunca.
Gracias por brindarte siempre.
Un abrazo gigante

LATIN dijo...

Es curioso pero apenas ayer domingo tratabamos el tema de servir, pienso que servir es un acto emanado del amor, de ese amor que puedes entir de manera sublime por tus semejantes.
Muy buena entrada Janeth.

Myriam dijo...

TOtalmente de acuedo contigo, querida amiga. Servir es entrega.

Besos

MAJECARMU dijo...

"Servir es dar con el alma lo que tal vez nunca nos fué concedido..."

Esta frase me ha hecho pensar,Janeth.A veces nos llegan los dones y las energías para darlas a los demás,aunque nosotros no las tengamos o no las hayamos recibido nunca.Somos "canalizadores de energía".Esto lo he sentido cuando escribo,porque a través de las letras doy a los demás energía,sin saberlo,ni ser consciente de ello.
Mi gratitud por compartir y mi abrazo grande,amiga.
M.Jesús

Adriana Alba dijo...

Bello Janeth...


"...Servir es como el árbol del sándalo que perfuma el hacha de quien a veces lo hiere"


Abrazos!

MarianGardi dijo...

Tienes mucha razón, servir es como aquel proverbio
antiguo que dice: "Dar y no mires a quien"
Un abrazo

Red. dijo...

De acuerdo contigo, servir es dar por el mero placer de hacerlo pero claro, para poder dar tenemos que tener algo, tenemos que estar bien, armonizados y en un estado de equilibrio mínimo.


Besos, divina.

ANTIQVA dijo...

Que pena que el mundo cada vez se esté alejando mas de todo esto...

Al final es cuando nos damos cuenta de que realmente fallamos en todo lo que era importante...

Un abrazo, Janeth

Olga i Carles dijo...

SDervir es olvidarse de si mismo para hacerse amigo del verdadero consuelo y la verdadera alegría



Grácias.

Reysagrado dijo...

Junta un Don con un Corazón Bueno y tendrás un maravilloso acto de servicio:)

Tener un Don implica preguntarse con mayor motivo el porqué, y desde luego, requiere en mayor medida ir más allá del Ego, porque si el Ego toma control de ese Don...

Es esa fatal atracción que a veces nuestro Lado Oscuro nos insinúa al oído a través de un canal muy peligroso ya mencionado: dicho Ego.

En nuestro Corazón radica nuestra Esencia, que es la que nos explicará el porqué de tener ese Don y para qué. Para ello, sólo hay que escucharse a sí mismo porque en nuestro Interior está la Verdad...

Madame Alasnegras dijo...

Pero no olvidemos que no debemos hacer del servir nuestra obligación, porque entonces dañamos el alma.
Muchos besos, Janeth.

Velo de Isis dijo...

Querida Janeth, es un mensaje maravilloso, con palabras simples pero llenas de sabiduría,... un saludo con mucho amor

Ramiro Jordan Alvares dijo...

El precepto, textualmente, dice: “Recordando la admonición de
Cristo:

“El que quiera ser el primero, que sea el último y el servidor de todos”, se esforzará diariamente por servir a sus semejantes con amor, modestia y humildad, en cualquier oportunidad que se le presente”.

Juan Meriles dijo...

El sacrificio, el verdadero sacrificio ha de contar con tres elementos esenciales: la libre voluntad de hacerlo, el amor y la íntima satisfacción que produce.

Alicia dijo...

El gran honor de servir de verdad, es una virtud que produce gozo espiritual como consecuencia del amor. Por eso se dice que proporciona más satisfacción dar que recibir.

Alcira Handal dijo...

El servicio no supone, pues, convertirse en el criado de los demás, sino en su hermano, en su padre, en su madre, en su amigo, en esa persona que está siempre pendiente de quién necesita ayuda y de dónde se necesita asistencia y acude solícito y altruista, olvidado de sí mismo, a prestar su apoyo incondicional y alegremente, en la medida de sus fuerzas y saberes y posibilidades.

Belkis dijo...

El que se entrega y sirve a los demás sale beneficiado por partida doble.
Besitos Janeth