La validez de una enseñanza


Una enseñanza es válida en cuanto penetra en la razón, en los sentimientos y en las acciones. Y es en este último punto donde se encuentran las mayores dificultades.


Ideas y emociones pueden llegar a expresarse discretamente bien, pero es muy trabajoso hacerlas descender un escalón más, hasta la práctica concreta

14 comentarios:

Verónica Marsá dijo...

Ay, qué peligroso es generalizar... ¿A los miembros de las SS carniceras también les entraban las enseñanzas, y se hacían válidas por la razón, las emociones y la práctica? Pues sí. Pero para eso está la conciencia.

Un besito, amiga Janeth! Buen fin de semana.

MAJECARMU dijo...

Janet,ahí está la clave de la madurez espiritual,en asimilar las enseñanzas y ponerlas en práctica...Todo ello nos lleva mucho tiempo,porque no sólo es saber de memoria y admirar la lección aprendida,sino experimentarla en nuestra vida.
En mi último poema trato de ayudar a alguien que se debate en una crisis,que finalmente le dará la madurez y la paz interior,espero que así sea.
Mi gratitud y mi abrazo grande,amiga.
M.Jesús

MarianGardi dijo...

Una enseñanza que no se demuestre en la pràctica y sirva para el bienestar y la paz interna, es evidente que no ha servido para hacer el proceso del cambio fundamental.
Yo antes leía todo lo que caia en mis manos de las enseñanzas Universales, hasta el día que deje de leer y me puse a comprender las lecturas de los hechos que me acontecían y a leer en el libro de la Naruraleza. Desde ahi, no he vuelto a leer a los Maestros de sabiduría. Es cierto que comenzè leyendo a muchos.
Ahora prefiero practicar.
Un abrazo fraternal tierno y amoroso

Myriam dijo...

Y demás, querida amiga, Coherencia entre lo que se enseña y se practica.

Coherencia entere: pensamiento, palabra y acción.

Pero que difícil de conseguir...

Muchos besos y muy buen fin de semana, Janeth

Juglar dijo...

Mientras la práctica a conciencia no acompañe a la razón y a los sentimientos...no avanzaremos en nuestra evolución.
Es lo difícil, realmente, pero ¡en ello estamos!
Un abrazo cariñoso.

isis de la noche dijo...

Sabias palabras mi querida amiga..

Me encanta sentir la luz que irradian tus escritos. Mi Maestro decía que solo vale el conocimiento que se hace Vida: que es manifestado en cada uno de nuestros actos. Tuve la fortuna de conocer a personas capaces de imprimir ese conocimiento a fuego en el alma. Y creo que ese es el conocimiento al que debemos aspirar: el que nos permite vivir el camino en cada paso.

Besos miles querida amiga..

Red. dijo...

No concibo que alguien diga A y haga B.

Besos,

moderato_Dos_josef dijo...

A mí en especial siempre me ha costado mucho aprender. No es fácil asimilar los conceptos.

UN saludo.

medianoche dijo...

La dificultad está, en creer, tener fe que podrás aprender cada día más.

Hola amiga trato de visitarlos a todos de a poco mientras me recupero.

Besos

sunny dijo...

y sin embargo, es indispensable para sentirnos realizad@s


luminosa entrada!

abrazos, amiga!

Alma Mateos Taborda dijo...

El conocimiento que se aplica es el que sirve. Muy interesante post. Un abrazo.

Adriana Alba dijo...

Poner em práctica lo aprendido...a eso te refieres verdad?

O sea que el concepto no quede solo en el intelecto.

Gracias Janeth, excelente.

abrazos.

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Si las acciones no profundizan tambié es por que la mente no asimila.
La energía física se dirige a donde está el pensamiento.



Un abrazo.
Gracias.

ANTIQVA dijo...

Bueno, amiga, ya se sabe, es que una cosa es predicar y otra dar trigo...

Y a veces uno, al menos, desearia recibir un puñado de trigo...

Yo me entiendo.

Un abrazo fuerte