"Dime que era verdad aquel sendero", Carlos Bousoño.



"Dime que era verdad aquel sendero
que se perdía entre la paz de un prado;
aquel otero puro que he mirado
yo tantas veces con candor primero.

Dime que era verdad aquel lucero
que se incendia casi a nuestro lado.
Di que es verdad que vale un mundo amado
y un cuerpo roto en un vivir sincero.

Di que es verdad que vale haber sufrido
y haber estado entre la mar sombría;
que vale haber luchado, haber perdido.

Haber vencido a la melancolía,
haber estado en el dolor, dormido,
sin despertar, cuando llegaba el día.

- "Dime que era verdad aquel sendero", Carlos Bousoño.
(Asturias, 9 de mayo de 1923 - Madrid, 24 de octubre de 2015)

RIP.


Creo que la noche susurra silencios que son recuerdos y oscuridades ni buenas ni malas, sino de la naturaleza que ofrece la luz de la luna... poco definidas, inciertas, lechosas y grises, calladas, tal vez y solo tal vez mansas, quietas...alertas? Oscuridades como la manta que arropa, como la respiración lenta del que sueña.

Silencios de amores lejanos, cercanos, caídas que son lentos viajes... ecos de palabras de amor más oscuras que las mentiras; aun los veo, aquellos ojos verdes bañados en sombra y odio oculto en cada parpadeo. Tanto silencio.

Tan lejano es el tiempo en la noche, tan larga la sombra del ciprés sobre la cama del que no duerme, que no se advierte cuando pasa de cuando da caza. El reloj son palabras y no encuentro tu nombre. Olvido, olvido, ol, vi, do, el ovillo sin hilo, hasta no saber si he ganado o perdido.

La noche, susurra silencios (y susurra en silencio).

Pero a mi dame oscuridad y silencio y te daré todo su reverso.

Era verdad. Y esa verdad te da palabras, luz y versos.

2 comentarios:

Mª Jesús Muñoz dijo...

Janeth, conmovedor tu homenaje a Carlos Bousoño, amiga...Todo era verdad, porque cuando algo se siente con intensidad se queda grabado por siempre en el alma...Precioso poema, que nos hace reflexionar sobre esos momentos esperanzadores, que todos tenemos y que son todo un presagio divino para seguir adelante.
Me alegro verte de nuevo, gracias por tu visita.
Mi gratitud y mi abrazo de luz, amiga.
M.Jesús

maría del rosario Alessandrini dijo...

Estoy de regreso, gracias por tus letras.
Beso