La puerta a la muerte


Pese a los miles de pronunciamientos religiosos de esperanza y a los postulados filosóficos de la vida eterna, la humanidad generalmente continúa considerando a la muerte como el final absoluto de todo y, por lo tanto, con desesperanza y tristeza.
La muerte se define como la cesación permanente de todas las funciones vitales – la falta de vida.
Esta definición solamente considera los aspectos puramente físicos de la vida.
Como la mayoría de las religiones y filosofías, los Rosacruces sostienen que hay más en la vida que el cuerpo físico.
Es importante notar, por lo tanto, que los Rosacruces se refieren a la cesación de las funciones vitales en el cuerpo de una persona como transición. Esto, a su vez, se define como el acto o estado de pasar de un lugar, condición o acción a otro.

Un importante aspecto del temor a la transición es la supuesta pérdida de la consciencia de los seres queridos, del mundo alrededor nuestro, y la ausencia de experiencias sensorias placenteras. Pero ya que esto está más allá de la puerta a la muerte, ¿cómo lo sabemos?...

A Sócrates se le adjudica el haber dicho: “El temerle a la muerte, caballeros, no es más que creerse sabio cuando uno no lo es; pues es pensar que uno sabe lo que no sabe. Ningún hombre sabe que la muerte no pueda ser la más grande de las bendiciones para un ser humano; y, sin embargo, la gente le teme como si supiesen con certeza que es el mayor de los males”.
Fuente: AMORC

10 comentarios:

MÓNICA GUDIÑO dijo...

Jannet la vida y la muerte son la sos caras de una misma moneda una no podria existir son la otra, desde que nacemos lo unico seguro que sabemos es que un día moriremos, no hay otra cosa mas segura que esa, el temor es logico porque la mente dice al eliminarte me eliminas, el ego se siente que va ser disuelto en la nada, es nuestra mente la que teme esa situación, pero si logramos ir mas allá de ella nos daremos cuenta que la muerte solo es la culminación de una mas de todas nuestras vidas fisicas, sentiremos que hemos estado aqui antes y volvermeos a estar y que por lo tanto debemos celebrar la partida y preparar el alma para su nuevo desafío ya sea en la tierra o donde sea, NADA SE MUERE TODO SE TRANSFORMA, si te poenes a pensar en la fisica cuantos tu yo y todo lo que conocemos somos solo energía agrupada de diferentes maneras, porque preocuparse si al fin como dice el poeta solo SOMOS UN SUEÑO.

LINDO POST, FELICITACIONES SEÑORA Y BUEN FINDE SEMANA QUE EL UNIVERSO LA COLME DE BENDICIONES Y ENERGÍA POSITIVA EN ESTE DÍA

moderato_Dos_josef dijo...

Bonitas palabras del gran Sócrates, y muy ciertas.
Un abrazo Janeth!

MAJECARMU dijo...

Me gusta tu claridad Janeth..
Efectivamente el hombre cree saberlo todo y ello le lleva a tener miedo,prejuicios,desconfianza
y un "ego"que mantiene todo esto..

Sócrates fué el maestro de la humildad:"SÓLO SÉ QUE NO SÉ NADA.."
Desde la humildad renacemos a la VIDA y comenzamos a confiar,a entender a aceptar y a vislumbrar esa otra VIDA,desde donde recibimos señales continuamente,si estamos atentos y llenos de paz interior.

Mi agradecimiento y mi abrazo,amiga.
M.Jesús

El Drac dijo...

Concuerdo con tu post la muerte para mí debe ser maravillosa y si no me voy (no, no es porque no me he ido)es poque considero que cada momento tiene su objetivo y si vivo es para aprender y acercarme al umbral en que algo o alguien me diga cumpliste tui objetivo ahora pasas al siguiente estado y muera...¡¡¡no quiero morirrrr!!!! jajaja una bromita.

Micaela dijo...

Interesa artículo, amiga mía. Yo creo que tan sólo es un cambio de energía. Muere nuestro cuerpo, pero nuestra alma sigue viva y va evolucionando cada vez más. Un beso grande y feliz semana.

Janeth dijo...

Monica comparto con cada palabra tuya somos pura energia y esa fuerza no puede morir, el cuerpo, pues se desgasta, se pone inutil y muere, mas el espiritu es esa energia que se transforma, lo bueno es que todo el conocimiento que aprendemos lo llevamos, y cuando volvemos esta ahi solo tenemos que recordar, me gusta pensar que es asi..

Janeth dijo...

Jose, gracias por estar, Socrates el gran pensador cada una de sus palabras un tesoro incalculable....
Besitos siempre

M.Jesús, es cierto no hay muerte ni destrucción, sólo hay transformación: primero oruga, después crisálida y por fin mariposa. así el hombre es primero carnal, después mental y por fin espiritual.

Drac, gracias por el sentido del humor,...

Si sólo conociéramos y apreciáramos nuestra grandeza — si tan sólo nos diéramos cuenta que somos mucho más que carne y hueso, que tenemos una gran alma que es parte del Creador — estaríamos constantemente esforzándonos para aprovechar nuestro regalo al máximo.

Micaela amiga mia, coincido contigo en cada palabra, al meditar en estas enseñanzas podemos conectamos con la energía espiritual, no olvidemos jamas que quien busca en el interior de su Templo vivienda halla al Dios Íntimo que mora en él.

ANTIQVA dijo...

Quizas la vida no sea sino un camino en busca de alguna certeza...

¿Y que ocurre si no se encuentra...?

Un abrazo, Janeth

Belkis dijo...

Creo que la muerte no es mas que la puerta que nos conduce a otra vida. Creo en la vida después de la vida. Si caminamos por el camino correcto, no hay nada que temer. Besitos Janeth

Myr dijo...

Como dice BELKIS aqui arribita... no le temo a la muerte que para mi es la puerta a otra forma de ser.

Besos