Mirar sin ver


Los humanos no sabemos mirar dentro nuestro; los ojos sólo valen para ver hacia fuera, y la ausencia de captación afecta tanto en lo externo como en lo interno. La mayoría convivimos sin conocernos en absoluto. Así pasan los años sin que las ilusiones y los sueños de la juventud puedan convertirse en realidad, porque no hay una mirada viva y activa que los lleva a los hechos en base a entusiasmo y voluntad. Al contrario, las mejores aspiraciones se van destruyendo y se dejan morir en nombre de esa especial ceguera de ojos abiertos incapaces de percibir.

Reaccionar tal vez sea tan sencillo como tomar posesión y hacer un uso debido de aquello que nos corresponde por naturaleza, empezando por aprender a resumir todos los sentidos y la sensibilidad en una mirada inteligente: ojos con corazón y mente.

21 comentarios:

Reysagrado dijo...

Ojos con Corazón, Mente... y Alma, no se te olvide, Janeth;).

Besoss!!!

MAJECARMU dijo...

Janeth,ejercitemos entonces los ojos,poniendo en ellos la idea y el sentimiento del corazón y la mente...ME ENCANTA TU CONCLUSIÓN,AMIGA...!
Mi gratitud y mi abrazo grande.
M.JESÚS

Verónica Marsá dijo...

Ay, amiga mía... lo que nos corresponde por naturaleza, muchas veces no nos permiten ni acercanos a olerlo!

Pesimista? Bueno, tal vez sí o tal vez realista simplemente.

Un beso, me gusta venir, aunque refunfuñe... ya sabes, me gusta ser honesta en los comentarios. Te dejo turrón de chocolate con almendras que he hecho hoy... para endulzar!

Red. dijo...

YO creo amiga que podríamos dividir la humanidad en dos grupos, uno enorme con los que no cumplen sus sueños por terror al qué dirán, y los que si los cumplen a pesar de lo que digan.

Los primeros generan resentimiento contra quienes censuraron su deseo, los segundos contra los que lo dejaron solo por semejante osadía.

Creo que la clave es ser uno mismo más allá del entorno manipulador, eterno crítico, eterno juez, eterno mal innecesario.

Besos!!

Adriana Alba dijo...

La vista el Gran Ojo Avisor, al servicio del corazón.

Abrazos Janeth.

MarianGardi dijo...

Bien cierto es lo que dices Janeth.
No se sabe apreciar ni valorar la vida.
Siendo tan inmensa he importante, no se le presta la atención debida y se muere a cada instante.
Un abrazo e inmensas gracias por tu presencia muy cerquita de mi

ANTIQVA dijo...

Alguna vez ya lo dije... Lo que ocurre es que venimos aqui sin manual de instucciones, por eso todo cuesta tanto...

Un abrazo, Janeth

Filomena Lonetti dijo...

Amiga te mereces el ángel de la bendición,porque también lo comparto contigo.Tu post es muy cierto no miramos nuestro interior y nos dejamos arrastaras por las circunstancias del momento y por el furor del momomento y no logramos nuestros sueños de jueventud ni de la niñez.Gracias por tu luz que tengas éxitos.Roxana Miriam González de la Ciudad de Rosario

Madame Alasnegras dijo...

Si, pero percibo que cada vez mas personas son capaces de reaccionar.
Se acerca el gran cambio.
Besos.

Folhetim Cultural dijo...

Olá neste sábado em meu blog minha coluna poética, uma homenagem ao grupo Roupa Nova e Bruno Martins no chá das 5. Conto com sua visitá lá.

informativofolhetimcultural.blogspot.com

Magno Oliveira
Folhetim Cultural

Velo de Isis dijo...

Te conozco. Eres mi hermana, y nadie, ningún gobierno, nadie me hará olvidar. Encontraremos la manera de curar este mundo.

Melissa dijo...

Gente vacia, miradas sin entendimiento. La razon se pierde, igual que la fe...

Raul Miranda dijo...

Sólo se ve bien con el corazón; lo esencial es invisible para los ojos.

Lolita dijo...

“No se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos.” Decía el zorro al Principito de Antoine de Saint Exupéry.

Muchos se enternecen al leer esta frase tan conocida, y dan por cierto lo que ésta afirma.

Hay que ver con el corazón, la verdadera belleza está en el interior de cada uno de nosotros, esa belleza más pura que la física, que los ojos no pueden ver.

Brahma dijo...

Pero otras veces el corazón se nos adelanta y le gana de mano a los ojos, y hace que éstos aprendan a ver con amor. Tiene que ver, creo yo, con lo que cada persona está buscando, algunas buscan con el corazón, otras con los ojos y otras con ambos.

Martin dijo...

Muy cierto Brahma, aunque no lo pongamos en práctica muchas veces, es lo cierto. Ya que por mucho que una persona nos agrade a los ojos, lo esencial, lo verdaderamente importante (el interior de la persona) no nos gusta. Pero, ¿por qué es lo esencial? Porque el interior es el que forja las relaciones, es el responsable de los sentimientos.

Juan Meriles dijo...

Mucho de esto que se esta tratando en este dignisimo blog también se refleja en una obra conocida de Antonio Santa Ana llamada "Los ojos del perro siberiano".

Si no la conocen, les recomiendo que la lean.

El protagonista de esta historia tenía SIDA, la mayoría de su familia y sus amigos le dieron la espalda. Pero no su perro, el cual lo siguió mirando con los mismos ojos. Y es ésto a lo que llamamos “esencial”: las personas no supieron ver con el corazon, sólo miraron con los ojos y no pudieron ver mas allá.

Pero el perro si supo mirar con el corazón...

Mahatma dijo...

"Lo escencial es invisible a los ojos." y es lo que no pasa inadvertido en el corazón de quien sabe que en el corazón se hacen visibles todo lo que con los ojos no se ven...
Tu corazón no solo siente, sino que también ve y se conmueve con lo que ve, eso no solo habla muy bien de vos sino que me enorgullese saberte asi....lo que el corazón persive es lo escencial de la vida...

Belkis dijo...

Mirar con los ojos del corazón nos acerca.
Besitos Janeth

Myriam dijo...

¿Què mejor forma de ver que con los ojos del corazòn?

Rochitas dijo...

Reaccionar tal vez sea tan sencillo como tomar posesión

AME ESTE MENSAJE